AUTOBILD: Brutalidad al cuadrado

Septiembre 18 2017

intjeepPocas veces se tiene la oportunidad de estar a los mandos de un vehículo tan exclusivo, pero puedo asegurar que es una experiencia única en la vida.

Cuando te encuentras frente a frente con un Mercedes- Benz que mide casi dos metros y medio de alto (y no es un camión) sabes que la experiencia a bordo será una de esas que no se van a borrar fácilmente. Para ponerlos en contexto basta  decir que este es un vehículo creado en colaboración con un fabricante austriaco de gran abolengo entre los desarrolladores de vehículos militares, que por si fuera poco encontró su mayor auge durante la Primera Guerra Mundial, me refiero a Steyr-Daimler-Puch.

jeep1
El plan fue simple, construir un vehículo todo terreno con la capacidad de escalar montañas, que pudiera cruzar ríos, pero a la vez con el nivel de confort y lujo que un Mercedes-Benz en toda regla puede ofrecer, así que el resultado desde 1972 se llama Clase G. En cuestiones estéticas nos encontramos con un coloso que en la versión de prueba, 4X42, mide más de 2.2 metros, cuenta con un trabajo de pintura llamado Crazy Color que cuesta 250 mil pesos extra y que deja al descubierto parte de la fibra de carbón con la que está fabricada cada una de las salpicaderas. Los neumáticos específicos para esta versión están marcados con la leyenda 4X42 y son de 22 pulgadas. En los laterales, delante del eje delantero encontramos las salidas de escape; están ubicadas ahí para dejar la parte trasera completamente libre para el trabajo fuera del camino y además logra un efecto sonoro al interior del habitáculo que se agradece.

A todo lujo
Al interior, una vez que consigues subirte, es el propio de la marca alemana: materiales de muy alta calidad, encontramos incluso insertos de fibra de carbón, Alcantara y piel, materiales que no es común encontrar en un vehículo pensado para enfrentar la naturaleza.

jeep4
Los asientos cuentan con sujeción neumática y soportes ajustables con la misma mecánica. El espacio es suficiente para cinco personas y en cuestión de amenidades encontramos todo lo que puedes esperar en un vehículo de lujo alemán. Aire acondicionado automático de dos zonas, sistema de infoen tretenimiento gestionado desde una pantalla táctil que además sirve como monitor del estado del vehículo, el navegador y la cámara de reversa. Este sistema es compatible con MirrorLink, Android Auto y Apple Car Play. Nada mal para enfrentar los caminos más agrestes del planeta.

Imparable
Mecánicamente es una verdadera bestia, pues su sistema de tracción ofrece tres bloques de diferencial, uno para cada eje y uno central, de ahí la denominación 4X42. La suspensión cuenta con dos diferentes sistemas de amortiguación por rueda. Estos accionan de diferente forma dependiendo del modo de suspensión que se elija y hacen que a pesar de las peores condiciones de camino en las que te encuentres, el interior se sienta como en un vehículo deportivo: duro pero en control durante cualquier situación.

jeep5

El motor es un 4.0 litro Biturbo que desarrolla 418 hp y un torque de 450 libras-pie que se pueden gestionar dependiendo de la rueda que los requiera gracias al bloqueo de los tres diferenciales y, obviamente, de la transmisión automática de siete velocidades.
Para hacerlo basta con seleccionarlo con los botones ubicados sobre el tablero. En la conducción de la Clase G existen dos mundos diametralmente opuestos: el de el asfalto y el del 4X4 y en ambos tiene un desempeño excepcional. Cuando aceleras en carretera puedes sentir el empuje del V8 acompañado de una ronca tonada al tiempo que te pegas al asiento como si manejaras un vehículo que no pesa tres toneladas. Curiosamente, una vez que dejas de acelerar, el propio peso del todoterreno comienza a frenarlo, por lo que basta dejar de acelerar para hacer un alto total. Basta decir que no tiene límites fuera de los caminos, y parece que ningún obstáculo es suficientemente importante o grande como para no pasarle por encima como si de un tanque se tratara.

MI OPINIÓN

MARCO SARMIENTO/ @Autobildmexico
No hay una sola cosa que no me guste de este vehículo, incluso el precio (que no puedo pagar) creo que está completamente justificado dadas las capacidades, lujo y confort que ofrece. Incluso, si pudiera, pagaría los 250 mil pesos extras por la pintura. En fin, lo único que puedo asegurar es que está Clase G está preparada para todo, si la quieres llevar a la montaña hace el trabajo para subir, si quieres llevarla al hielo también lo hace.

jeep3

MERCEDES-BENZ
CLASE G 500 4X42

Motor: V8 Biturbo
Cilindrada: 4.0 L
Potencia máx. (HP): 418 @ 5,250-5,500 rpm
Torque máx. (lb-pie): 450 @ 2,000-4,750 rpm
Transmisión: Automática de 7 vels.
Tracción: 4X4
Susp. Del.: Eje rígido
Susp. Tras.: Eje rígido
Frenos del.: Disco ventilado
Frenos tras.: Disco ventilado
Neumáticos: P.325/55 R22
Largo/ancho/alto/dist. entre ejes (cm): 450/210/223/285
Peso en vacío (kg): 3,021
Asistencias: ABS, EBD, TC, ESC
Bolsas de aire: 6
Aceleración de 0 a 100 km/h (seg.): 7.4
Velocidad máxima (km/h): 210
Precio: $4’750,000

jeep2

Comparte el artículo